• Spotify
  • Mapa Covid19

Una Ventana Literaria

Chary Gumeta

Un espacio dedicado a la Asociación de Escritores y Poetas Chiapanecos, A.C.

Jorge Éver González Domínguez aepchchiapas@alex

ABUELITA
A mi abuelita
Encarnación Velázquez Rivera Rodríguez.

Mi hermana vomita,
llora
son las dos de la mañana
sus gritos interrumpen el silencio.

Mamá se levanta
despertamos todos.
Llora más fuerte.
Mamá recuerda haberle dado una medicina
se ha intoxicado.

Mi hermana dice que tiene miedo
siente morir;
papá muy enojado
regaña a mamá por su equivocación
se viste y sale en busca del médico.

Mi hermana respira con dificultad
su voz es diferente
con agitadas palabras pide la presencia de mi abuela.

Mamá me dice:
-Vestíte anda a llamar a tu abuelita.

Salgo corriendo a buscarla.
En medio de la oscuridad llego a la puerta y llamo:
-Abuelita, abuelita vení rápido, mi hermana se muere, se muere.

Abuela abre la puerta y sale en pijama
toma mi mano y nos dirigimos rápidamente a la casa.

Mamá llora junto a mi hermana
sus ojos muestran la gravedad de la enfermedad;
abuela la palpa y asiente con la cabeza,
encamina sus pasos a la cocina
busca entre los enseres de mamá,
prepara un té milagroso que le dará cura.
Lo lleva hasta donde está postrada, le da a beber,
la desnuda y la talla con alcohol,
le golpea el pecho y la espalda,
la obliga a vomitar, le da más té,
vuelve a vomitar, le soba el estómago,
su respiración lentamente se normaliza
los ojos vuelven a su lugar.

Llega el doctor,
pregunta qué fármaco le dieron
mamá con manos temblorosas muestra el jarabe.
Él rápidamente aplica una inyección,
se sienta al lado de la cama
espera a que la muerte se aleje.

La enferma entra en un estado de serenidad,
el sueño la invade.

El galeno mira su reloj y entrega una receta:
-El peligro ha pasado, deben comprar estas medicinas,
mañana en la tarde los espero en el consultorio.

Se despide, nos quedamos tranquilos.

Mi abuelita observa en silencio
se acerca a mi hermana y toca su frente:

-Ya está aquí, su espíritu se cansó de andar,
ha regresado.

Sale de la habitación,
con todo su conocimiento ancestral
sabe que la vida no se irá, en tanto ella este aquí.

Compartir:
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en telegram
Compartir en whatsapp
Compartir en email
Compartir en print

1 Comentario

  • Blanca 2 de marzo de 2022

    Bellísimo, Chary querida. Esa abuela tan sabía está descripta con una ternura que queda prendida en el alma. Muchos cariños

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.