• Spotify
  • Mapa Covid19

Tuxtlecos piden la urgente reubicación de la Mactumactzá  

Comentario Zeta 

Carlos Z. Cadena  

El vaso de agua rebalsó y el hartazgo popular ya llegó al límite, de que las sociedades tuxtlecas exigen que la Normal Rural Mactumactzá, deberá de ser reubicada ante los trastornos y desórdenes estudiantiles que se originan en esa geografía municipal, donde por años se han convertido en beligerantes agresores que aparte de sitiar  y bloquear polos viales citadinos,  grupos estudiantiles se han extendido hacia otras partes de Tuxtla Gutiérrez,  para cometer todo tipo de desmanes,  donde no solamente se agrede a un comercio, sino que se ha atacado  a vehículos de los ciudadanos, originando el caos y el desconcierto en la capital de Chiapas. 

El fenómeno agresivo de la Normal Rural Mactumactzá, ha sido un dolor de cabeza para el pueblo Tuxtleco que durante años y en varios sexenios, generaciones van y vienen de estudiantes para transformarse en belicosos y provocadores en contra de la misma gente, por eso ahora los pobladores de Plan de Ayala y colonias aledañas lanzaron un su “Ya basta” y ni un “Paso atrás”, por las  repetidas actividades que impiden el libre tránsito y alteración  a la paz social y el orden público de la capital del estado.

Trascendió que los representantes de la popular Plan de Ayala, hicieron un recuento de todas las repercusiones que sufren por parte de los normalistas de la Mactumactzá, cada vez que estos salen a protestar o a exigir algún “beneficio” más que sea otorgado por parte del Estado, o de la Federación. Ayer dijeron que cansados de dicha problemática, solicitaron a los representantes del Congreso su intervención como representantes populares para que sea considerada una consulta popular y la Normal sea reubicada en un área rural como debería ser. 

Diario de Chiapas informó que   legisladores y las autoridades educativas de la entidad,  escucharon las peticiones de los vecinos de Plan de Ayala, quienes también mencionaron que buscarán el apoyo de los sectores empresariales locales que, de igual forma, han sido afectados por dichas manifestaciones, y que han repercutido en sus ventas y en su transporte para desplazar sus mercancías a otras localidades del Estado; sin dejar de señalar que en lo general toda la población tuxtleca resulta afectada y agredida constantemente.  

Dijeron que solicitaran  la intervención del gobernador Rutilio Escandón Cadenas y de la secretaria de Educación Pública federal, Leticia Ramírez Amaya, ya que cuando solicitaron la atención por parte del Subsecretario de Educación Superior, Luciano Concheiro Bórquez y del director de Educación Superior para el Magisterio, Mario Chávez Campos, fueron agredidos verbalmente y maltratados por éstos cuando pidieron ser escuchados, por lo que solicitan que sea la titular de dicha dependencia quien atienda su petición y se restablezca el estado de derecho en la ciudad capital. Así las cosas (Sic)  

En Tapachula y Cacahoatán transporte paraliza unidades de pasaje por amenazas y ataque de extorsionadores.  

En Tapachula, se dio un caso insólito que recogieron todos los medios locales al señalar que  alrededor de 500 unidades de la Sociedad Cooperativa Unión y Progreso y de otras que se solidarizaron, paralizaron este martes sus actividades luego de que un grupo armado se presentó a la terminal de transporte en el municipio de Cacahoatán, encañonó a choferes y les dijeron que a partir de ahora tendrán que pagar el «cobro de piso», y que solo por esta vez les perdonarían la vida si no acceden a la extorsión. 

Según la prensa local, una de las versiones señala que los hampones llegaron cubiertos de las caras para desbalijar a los usuarios que en esos momentos se encontraban en el lugar para trasladarse a otros municipios. Mientras que otro de ese grupo delictivo advertía que se trataba de un «cobro de piso», es decir, el pago de una extorsión semanal por unidad para que puedan trabajar, ya que de lo contrario matarán a los choferes o a sus familiares. 

Uno de los transportistas confirmó que les pusieron las pistolas en la cabeza a los choferes a la hora de advertirles que tienen que hacer esas «donaciones». Los afligidos conductores dieron parte los concesionarios y directivos de esa empresa, porque se determinó suspender el servicio, porque no había las mínimas garantías de que no cumplan con sus amenazas. 

Fernando “N”, en voz de un grupo de agraviados, dijo en entrevista para rotativo local que es un problema de inseguridad que ya afecta a toda la sociedad y que en sexenios pasados no existía ese delito, o al menos en la región. Lamentó que el crimen organizado ya haya rebasado la capacidad de las autoridades y que por ello es urgente que se combate esa situación, sobre todo en los municipios de Cacahoatán, Metapa, Tapachula y los circunvecinos. 

Confirmó que ese sector está convocando a una asamblea general para analizar la problemática y tomar los acuerdos sobre las acciones a seguir. 

Según la denuncia de las víctimas, las amenazas de muerte son todos los días y ha provocado que la problemática en la región haya ido en aumento. Lo peor es que no hay detenidos. Ante esa dramática impunidad, el «cobro de piso» se ha ido esparciendo muy rápido -como un cáncer- a otros sectores de la sociedad, ahora hacia comerciantes, prestadores de servicios y profesionistas. 

Por si fuera poco, al menos 20 empresarios de la región han sido objeto de la misma situación, pero temen acudir a las autoridades porque los pudieran matar o a los integrantes de sus familias. 

Este no es un hecho aislado o inédito. Apenas en la mañana del 24 de junio de este año, decenas de unidades del transporte urbano colectivo paralizaron también sus actividades en protesta por las extorsiones a las que estaban siendo sometidos y por las amenazas de muerte si no acceden a ello. Problema en puerta.  

MORENA contra diputada federal de su propio partido. – Razón tiene los militantes de MORENA del Distrito electoral federal con sede en Bochil, que pegaron el grito en el cielo cuando, se dio a conocer que su diputada federal Adela Ramos, había cambiado su voto, en contra de la reforma electoral que presentó el Presidente López Obrador y la camada  de diputados federales del partido guinda, La militancia y hasta consejeros estatales y nacionales de MORENA adscritos a esa región electoral de Chiapas, argumentan que ya no confían en la legisladora federal, porque ellos la tenían como persona de confianza,  para la labor de gestoría,  y con esta actitud desleal y traidora, reconocen que la confianza quedó truncada y mutilada, porque se demostró que todas las gestorías que le presentaron a la diputada Adela Ramos, sencillamente nunca aterrizaran,  porque no gestionó , y sobre todo que atenta desde el punto ideológico en contra de MORENA.   

Lo cierto es que se ha levantado mucha polémica con esta acción de la diputada federal Adela Ramos, y será el órgano de vigilancia del partido a nivel nacional, la que asuma su papel y que lleve hasta las últimas consecuencias, lo que consideran que es una traición grave a MORENA de Chiapas.  En resumen, le perdieron la confianza a su legisladora federal, y hasta hablan de remoción. Así de ese pelo el asunto. Ver para creer.  

Compartir:

Última hora

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.