• Spotify
  • Mapa Covid19

Vierten aguas negras al río Suchiate

José Cancino / Tapachula
Comerciantes y habitantes residentes de las poblaciones Tecún Umán y Ciudad Hidalgo, aledañas al río Suchiate que divide a México y Guatemala, vierten de forma directa aguas negras a esta afluente sin importar el daño ecológico que representa.
Ya del lado guatemalteco, comerciantes, pobladores y demás personas han habilitado desagües para dar salida a sustancias y líquidos generados en establecimientos y casas, que terminan por desembocar en las aguas internacionales del río Suchiate.


A simple vista, se observa cómo estas aguas nauseabundas caen directamente a la corriente de agua y generan una sustancia espumosa que evidencia el nivel de contaminación que se está generando a especies del río y plantas.
Justo en el paso denominado El Limón, hay dos conductos, uno construido en un tubo que incluso llega a la superficie de este río y el otro que vierte aguas negras desde los cimientos de galeras donde aparcan balseros, liberan detergentes, sustancias generadas en casas y demás contaminantes que salen de comercios.
Hace poco más de seis meses, del lado mexicano, el gobierno municipal de Ciudad Hidalgo construyó un canal para la salida de agua generada en las calles de esta localidad, las cuales también salen de forma directa a la vertiente del Suchiate.
Es decir que en ambas poblaciones que convergen en la frontera sur, ninguna autoridad encargada de procurar el bienestar ambiental se ha ocupado de esta situación, que sigue causando más estragos ecológicos ante la vista de todos.
Todos esos contaminantes, además de dañar a especies de río, terminan circulando hasta la conexión de esta afluente con el mar, por lo que el río Suchiate está convertido en un canal natural de aguas negras.
En este importante río que funciona como frontera natural entre ambos países, también es necesario un programa de rescate e implementación de limpieza, ya que existe contaminación generada con plásticos y otros residuos sólidos, que terminan por acumularse a las orillas y desembocando en el mar.

Compartir:
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin
Compartir en telegram
Compartir en whatsapp
Compartir en email
Compartir en print

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.