• Spotify
  • Mapa Covid19

7 hábitos simples para tener un cerebro más inteligente

Reproducir vídeo

GQ Mexico y Latinoamerica
Puedes tener un cerebro más inteligente si así lo quieres. Eso no significa que vas a ser un genio matemático o que vas a tener las respuestas a todas las preguntas del mundo, sino a que va a ser más fácil aprender información y recordar lo aprendido, tu memoria va a ser más poderosa y tu mente se va a mantener activa y ágil.
Lo que pasa es que el cerebro es como los músculos, lo que quiere decir que hay que trabajar en él constantemente para mantenerlo fuerte y saludable. No hay pesas para el cerebro (al menos no en el sentido literal), pero hay buenos hábitos y actividades que pueden ayudar a lograr exactamente eso.
Y así como es importante trabajar el cuerpo, también es esencial hacerlo con el cerebro, porque también se puede ir deteriorando con la edad y, si no lo cuidas bien, se puede volver menos eficiente y eso puede tener todo tipo de consecuencias negativas, como los problemas de memoria o la dificultad para concentrarse.
¿Qué puedes hacer? La solución es simple, entre los hábitos saludables (como desayunar, leer, dormir bien y más) que ya tienes, hay que incluir algunos que también aporten beneficios a la materia gris.

Los hábitos para tener un cerebro inteligente
Las páginas de la mañana
La frase de “las páginas de la mañana” viene de una recomendación que se hace a los artistas y escritores, que consiste en intentar escribir unas pocas páginas cada mañana para mantener la mente activa y para que la escritura siga fluyendo.
Escribir lo que piensas, tus ideas o lo que hiciste, ayuda a consolidar la información en tu mente, pero también hay que verlo por otro lado, que es lado de leer.
Leer es una de las mejores cosas que puedes hacer por tu cerebro, ya que le enseña nuevas palabras, lo mantiene activo y se acostumbra a recibir información, además de que leyendo puedes descubrir cosas muy interesantes e inspiradoras, y por eso es uno de los hábitos que Bill Gates no abandona por nada del mundo.

Jugar videojuegos
Los videojuegos no son una pérdida de tiempo; de hecho, pueden ser muy buenos para el cerebro. De acuerdo con Better Up, jugar videojuegos ayuda a desarrollar habilidades de toma de decisiones, además de que también permite trabajar en la concentración y en estar enfocados. Además, los juegos de aventura aportan habilidades de inferencia, y hay ciertos tipos de juegos que incluso ayudan a desarrollar habilidades de matemáticas y lingüística.

Intentar cosas nuevas
Tu cerebro necesita retos y desafíos, y eso se lo puedes dar cuando buscas aprender algo nuevo, como un idioma, una habilidad o incluso un tipo de ejercicio que no habías probado antes.
Las cosas nuevas permiten que tu cerebro y tu mente se mantengan activos, así evitas que se vuelvan lentos o que el deterioro comience y avance rápidamente.

Hacer ejercicio
La ciencia ha comprobado con varios estudios que el ejercicio físico es bueno para el cerebro, en especial el ejercicio aeróbico -que permite un mejor flujo de sangre y oxígeno- y el entrenamiento de fuerza. Además, la Clínica Mayo dice que las personas que hacen ejercicio, experimentan un menor deterioro mental y están más protegidas contra condiciones como el Alzheimer.

Interactúa con otras personas
Mantenerse socialmente activo es más importante de lo que crees. Se dice que es un punto importante para poder vivir más, pero también ayuda a que el cerebro se mantenga fuerte e inteligente, a que la memoria esté activa y a que nada se deteriore; esto porque te lleva a hablar, a estar activo, a probar diferentes cosas e incluso es bueno para tener un mayor nivel de felicidad.
La interacción social también ayuda a reducir el estrés y la depresión, según la Clínica Mayo, y evita la atrofia cerebral.

Dormir
La falta de descanso y de horas de sueño afecta negativamente al cerebro, lo hace menos ágil, reduce su capacidad de respuesta y de aprendizaje, puede causar problemas de memoria, evita que se pueda tener una buena concentración y, además, puede acelerar el proceso de deterioro cognitivo.
Es por esto que los expertos recomiendan que, aunque creas que no las necesitas, tengas al menos 8 horas de sueño cada noche.

Lavar los platos
Lavar platos es solo un ejemplo, pero más bien se refiere a tener actividades relajantes, mecánicas y en las que no tengas que pensar, esto para darle un break a tu cerebro y tener un momento en el día en el que le permitas estar más tranquilo y sin estrés.
El estrés es uno de los grandes enemigos de tu cerebro y, si no eres fan de la meditación tradicional, es buena idea tener formas de reducirlo y mantenerlo bajo control.

Compartir:

Última hora

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *