• Spotify
  • Mapa Covid19

Editorial

Canul Pacab, en la cuerda floja

A los graves señalamientos que se difundieron contra el dirigente de la Sección 40 del SNTE, Ángel Paulino Canul Pacab, a la fecha no hay una respuesta para aclarar, deslindarse o defenderse por las acusaciones en su contra. Su silencio no hace más que confirmar que lo que se dijo es verdad. Es decir, al campechano vino a tomar por asalto las riendas del sindicato en detrimento de los derechos laborales de los trabajadores.

Lo que sí es delicado es que en sus “noches locas de copas” le grabaron tener cercanía con mujeres del propio sindicato, este último hecho, lo tiene secuestrado a lo que diga su victimario.

Son acusaciones serias porque ensucian su trabajo institucional y en la parte privada, aunque sean acciones que no tienen por qué ventilarse públicamente, se relacionan a actos irregulares debido a que se utiliza dinero de las arcas de la Sección 40 y además porque se aprovecha de personal del sindicato a las que les ha apoyado para escalar sin merecerlo.

Independientemente de lo fuerte que sean estas acusaciones, Canul Pacab ha sido criticado por sus adversarios dentro del magisterio, por colgarse del puesto para no emitir la convocatoria para una nueva elección. Su argumento, en primera instancia, fue que la aparición de la pandemia lo impidió.

Desde principios de año, varios grupos de profesores han “visitado” las instalaciones de la Sección 40 realizando pintas y exigiendo que se convoque a elecciones. La resistencia, ahora se entiende, es porque al campechano ya se acostumbró a las canonjías.

Al “líder” sindical se le acusa de ser “socio” de César Hugo Camacho de Coss, en los trabajos de impresión de todo lo que genera la Sección 40. El meollo del asunto es que Camacho de Coss no tiene imprenta y busca a su vez que le maquilen en otro lado, con los precios inflados por consecuencia. Este mismo sujeto fue el que le grabó sus noches de bohemia con los resultados citados.

Las máximas autoridades del sector educativo deben emprender una seria y profunda investigación para detectar si en verdad lo que se denuncia es cierto. Las quejas son muchas y se las recordamos por si ya se le olvidó: denuncias de venta de exámenes del Ineval para ingresar al nivel secundaria por parte de César Hugo Camacho de Coss; utilizar plazas para recomendados. El de Lorena Rojas Ruiz es un ejemplo. 

O las maniobras para afectar al maestro como el que antes la antigüedad valía 40 puntos ahora vale 35 en una escala de 100, o la obtención de 35 puntos quien tenga más de 30 años de servicio; antes la licenciatura tenia valor 8 puntos, ahora se le asignaron sólo 5; y la gestión de Canul Pacab desaparece el puntaje asignado a zonas de alta marginación, entre otras más.

El asalto a la dirigencia en 2017 fue criticado por todas las corrientes del magisterio y desde entonces, el charrismo sindical ha prevalecido. Imposición tras imposición, acusan los maestros, quienes se lamentan del abandono y desprotección en la que se encuentra este importante sector de la educación. El gremio exige rescatar sus derechos como la seguridad social de los trabajadores a través del ISSTECH.

Consientes están los profesores que la corrupción impera al interior de la Sección y como prueba es la nula participación de todo el gremio en las famosas rifas del día del maestro y de fin de año que Ángel Paulino Canul Pacab organiza con su séquito para intentar tenerlos contentos, mientras él maniobra a manos llenas el recurso de los mentores. En la reciente rifa celebrada días al 15 de mayo, apenas 18 mil de los 45 mil mentores se sumaron a la farsa de participar en la rifa de 3 automóviles.

El botín económico que representa operar las cuotas sindicales y los apoyos que se reciben del gobierno, son las principales limitantes que le impiden dejar el cargo. Lo cierto es que las diversas corrientes que están formadas alrededor de la Sección 40 han empezado a unir fuerzas para derrocar a Canul Pacab, quien seguramente ya puso sus “barbas a remojar”.  Hay que lo vea.

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.