• Spotify
  • Mapa Covid19

MOCRI CNPA EZ no dona terrenos

  • Exhiben que la organización los vende y exige cuotas

Lucía Trejo / Corresponsal Diario de Chiapas

Berriozábal, Chiapas.- En el año 2019, El Movimiento Campesino Regional Independiente (MOCRI) fue denunciado por invasión, ecocidio y despojo agravado, esto obra en la Carpeta de Investigación 129-12-0403-2019 y el Registro de Atención 029-012-0403-2022.
Lo anterior en contra de Héctor Fernando «N», Aristeo «N», Juan «N, Roque» N», José «N», René «N», Sara «N», Efraín «N», Dermin «N», Aurora «N» y Abel «N», tras posesionarse de siete hectáreas en el predio «El Aguajal».
Sin embargo, existe una posesión en cumplimiento a la sentencia dictada en el recurso de revisión 097/2004-3 pronunciada por el Tribunal Agrario Superior, el 05 de Octubre de 2006.
Aunque el MOCRI CNPA EZ, manifiesta que gobierno del estado de Chiapas no debe meterse porque es un problema agrario, y quien debe definir la legalidad de la posesión es la Sedatu, por ello, esta dependencia remitió copia certificada de la declaratoria de terreno nacional publicada en el Diario Oficial de la Federación, respecto al predio «El Aguajal», ubicado en el municipio de Berriozábal, con una superficie de 81-72-00 hectáreas, a efecto de que realice el titular el Registro Propiedad y del Comercio de Chiapas la inscripción de la declaratoria de Terreno Nacional y como solicitante a Jorge Penagos Martínez y otros, ante el órgano registral en Tuxtla Gutiérrez, Chiapas. Es decir, el MOCRI CNPA EZ debe desalojar el predio «El Aguajal», puesto que ya se manifestó la Sedatu e informó quienes por derecho tienen la posesión.
A pesar de ello, el día 25 de abril de 2022, los hoy denunciados llegaron con machetes, garrotes en mano y con lujo de violencia a quemar nuevamente el predio «El Aguajal» conocido como San Jerónimo.
Actualmente, ese lugar es habitado por familias, quienes están siendo víctima de abusos y humillaciones, pues dirigentes del MOCRI CNPA EZ, les exigen cuotas mensuales, cuotas para mítines, guardias y otros conceptos que obran en el contrato de compraventa, es decir, los terrenos no son donadas como hacen creer a la gente, estos tienen un costo, acompañado de la promesa de que una vez terminadas de pagar, a cambio obtendrán una escritura pública.
Ante esta problemática que persiste, el Comité Agrario de «El Aguajal», conocido como San Jerónimo, pide la intervención de la Comisión Estatal de los Derechos Humanos (CEDH) para salvaguardar a las personas que están siendo víctimas del MOCRI CNPA EZ. Asimismo, se deslinda de cualquier acción violenta realizada ya que se han conducido con legalidad, por el contrario, responsabilizan a los integrantes del MOCRI CNPA EZ de cualquier incidente que afecte la seguridad de los habitantes.

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.