• Spotify
  • Mapa Covid19

Día mundial contra el trabajo infantil

Asesoría Legal

 

Día mundial contra el trabajo infantil

 

Lic. Julio Cesar Zamudio — Director Corporativo Mercadotecnia De México

En el año 2002, la Organización Internacional del Trabajo (OIT) declaró el día 12 de junio como el Día Mundial Contra el Trabajo Infantil, la finalidad era centrar la atención en este grave problema y su forma de erradicarlo, de hecho, en el mundo entero millones de niñas y niños menores de 15 años realizan trabajos que los privan de su derecho a tener educación, salud, juegos y al pleno desarrollo, los someten a trabajos forzosos o de servidumbre, a la explotación comercial sexual, en actividades ilícitas, incluso, en conflictos armados, tan solo en México la mayoría de las personas son ignorantes, la mayoría de los y las niñas no fueron hijos deseados, ese es un problema grave porque trajeron al mundo a niños y niñas a sufrir, incluso, los ocupan para la mendicidad, esto se da en el nivel socioeconómico bajo, incluso, los hijos de campesinos su destino es el campo, no las aulas, son gente sufrida que trabajan de sol a sol, los padres campesinos son de los que piensan que a los hijos se les debe enseñar a trabajar, lamentablemente cuando los niños ganan dinero abandonan sus estudios por irse a trabajar y tener dinero, de hecho, en pueblos de indígenas, los niños y niñas están destinadas también a hacer trabajos de manualidades y trabajar el campo, los indígenas tienen una forma de vivir muy aislada del resto de la sociedad, les imponen desde chicos y chicas a vestirse con sus trajes regionales, incluso, los indígenas son los clásicos que invertir en estudios para sus hijas es un dinero tirado a la basura porque sus costumbres son otras, venden a sus hijas a quienes paguen una fiesta o las cambian por animales o bultos de comida, esa es la vida de los indígenas, las mujeres indígenas son sometidas por sus “esposos” ya que fueron vendidas por sus propios padres, esa práctica ya no se debe ejercer, de hecho, se debe echar un vistazo a las comunidades indígenas y evitar que sigan vendiendo a las niñas, porque eso es lo que son, unas niñas que venden o cambian por animales o comida, eso se llama trata de personas y es castigable dicho delito, una cosa es ser indígena y vivir pobre, y otra muy distinta practicar la trata de personas, a las niñas en el mundo entero las ponen en casa a realizar actividades domésticas, en lugar de enseñarles el camino del estudio, de hecho, la mayoría de los hogares en México explotan a los menores de edad para someterlos a trabajar y hablo de los menores de 12 años, los cuales, muchos trabajan como cerillos en las tiendas de autoservicio y dicho dinero recabado de las propinas es explotado por los padres, tíos y madrastras o padrastros, se da más en las madrastras que resultan ser unas explotadoras, ponen a sus hijastras a hacer todo el quehacer doméstico, en lugar de respetarlas las toman por criadas, y todo, porque las madrastras lamentablemente dominan al hombre por medio de objetos y actividades de brujería, incluso, en otras cosas, han metido sisaña entre padre e hijas para que reine la discordia entre ellos y poder hacer con las hijastras lo que ellas quieran, hay madrastras que las han explotado sexualmente a las hijastras, lamentablemente los hombres se dejan llevar por lo que diga la pareja no sus hijas o hijos, en relación a los hijos de los campesinos son levantados desde muy temprana hora no para ir a estudiar, sino para trabajar en el campo, desde los 5 años se los llevan a trabajar al campo para exponerlos gravemente a que les pique un animal o simplemente para usarlos como trabajadores, los usan para cortar el producto que siembran, quitar yerba y otras actividades, los hombres de campo el 99 % son hombres machistas que creen que enseñarles a los hijos trabajar en el campo desde pequeños es hacerlos hombres, lo peor es que, regresan a sus “hogares” hasta pasada las 6 de la tarde donde la madre los espera para darles de comer, mujeres que están dominadas por sus hombres y sometidas a las voluntades de ellos, todos los hijos de los campesinos terminan trabajando en el campo, son personas que su escolaridad es nula, no tienen ni un grado escolar porque lo ven como una pérdida de tiempo, crecen siendo ignorantes y cuando se casan, se repite la misma historia con las nuevas generaciones, el trabajo infantil se debe erradicar totalmente en el mundo entero, lamentablemente los funcionarios no saben su trabajo, ellos solo hacen política y nadamas, ni siquiera tienen estrategias para combatir el trabajo infantil, de hecho, ese trabajo debe ser realizado por el DIF de cada municipio, deben poner a salvo a las nuevas generaciones, lanzar una campaña para evitar que los menores sean explotados laboralmente, el trabajo infantil es una de las condiciones que debe resolver el Estado para cumplir con el derecho de todos y todas las niñas a una educación de calidad, el hecho que los y las niñas vivan en comunidades no quiere decir que son menos que los que viven en las ciudades y grandes urbes, todos y todas tienen los mismos derechos, es necesario e importante que las políticas se orienten a prevenir y a suprimir el trabajo infantil, y atiendan, al mismo tiempo, las causas y no solamente sus efectos, no se puede exponer a los menores de edad a riesgos en su salud física, mental y emocional, en México existen cientos de miles de niños de familias agrícolas y migrantes, hasta parecen esclavos, el trabajo bajo el sol y por largas jornadas, es un trabajo NO remunerado, ya que los padres no les pagan un salario a sus hijos explotándolos laboralmente, de por si México es un país machista con gente súper ignorante, hay zonas en el país donde hay familias migrantes y tienen que recurrir a trabajar al campo, llevando y exponiendo a sus hijos a donde se muevan, a los hijos de campesinos se les hereda de por vida ese trabajo, son los clásicos “herederos”, así es la vida de niños trabajadores y campesinos de diversas zonas rurales de nuestro país, de hecho, en nuestro país la mayoría de los hombres no tienen una profesión, sino un oficio, y por ende, muestran a sus hijos el mismo camino, si un padre trabaja en un taller de hojalatería y pintura sus hijos terminan en el mismo lugar, si son mecánicos, la misma metodología, y así sucesivamente, en lugar de mostrarles y darles una vida de estudios, son las madres solteras en su mayoría quienes les dan estudios a cómo pueden a sus hijos, los hombres que ejercen un oficio no tanto, aunque, no generalizo, ya que hay hombres que tienen un oficio y quieren que sus hijos estudien y se defiendan con ello ante la vida, lo que si se debe erradicar y sancionar severamente es el trabajo infantil, menores de 8 años trabajar en el campo y cualquier otra actividad de oficio es poner en riesgo su salud en general.

Compartir:

Última hora

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.