• Spotify
  • Mapa Covid19

Las candidatas del 5 de junio: contra mitos y realidades

Enrique Jiménez de la Mora

Pluma de Gallo

Hoy domingo 5 de junio se disputan seis gubernaturas. En la disputa electoral, el movimiento de transformación compite con tres candidatas mujeres. De ganar estas elecciones, la representación de mujeres gobernando por Morena pasaría de siete a diez. En Quintana Roo, la batalla la encabeza Mara Lezama; en Durango, Marina Vitela y en Aguascalientes, Nora Rubalcava. El día de hoy quisiera desmontar algunos mitos en torno a la participación electoral de las mujeres, mitos que ellas, a costa de lucha y trabajo han logrado desmontar.

En 2019, el Congreso aprobó la reforma Paridad en todo, la cual, entre otras cosas, estableció como principio constitucional, que los tres poderes de la unión (Ejecutivo, Legislativo y Judicial) debían generar los mecanismos que fueran necesarios para garantizar una proporción equivalente de hombres y mujeres en su composición. En 2014, la reforma electoral ya había establecido que las candidaturas a cargos legislativos debían ser paritarias entre géneros.

En México hay cada vez más mujeres candidatas y representantes populares. Esto no es coincidencia y evidencia dos cosas. Por un lado, que las leyes han surtido el efecto deseado y, por otro lado, que hay cuadros políticos valiosos de mujeres y que la ciudadanía está dispuesta a votar por ellas. Estos dos elementos pueden parecer obviedad para algunas personas, pero no lo son.

En primer lugar, esas leyes fueron producto de la lucha de muchas mujeres. En México como en otros países de América Latina (me permito resaltar el caso de Argentina), las legisladoras de diferentes partidos formaron alianzas fuertes que permitieron avanzar en el sentido de la paridad. De entrada, esa normativa es triunfo sólo de ellas.

En segundo lugar, muchos estudios politológicos aseguran que los líderes de los partidos justifican no darles candidaturas a mujeres con base en que ellas “no pueden ganar elecciones” porque “la ciudadanía no quiere votar por ellas”. Resulta que en el proceso electoral actual (junto con el de 2018 y el de 2021) ha demostrado que los prejuicios machistas hacia las mujeres candidatas son menos y por ello, no es coincidencia que las candidatas de Morena tengan ventaja en estados como Quintana Roo y Durango. En Aguascalientes no hay certezas, aunque la candidatura del PAN que lleva una ventaja también la encabeza una mujer.

Sin duda, la política ya no es cosa de hombres y la enorme capacidad de cuadros políticos de mujeres candidatas y gobernantes lo ha demostrado.

¡Jala Pluma Gallo Giro!

Enrique Jiménez De la Mora.

Licenciado en Ciencias Políticas con Especialidad

en Administración Pública y Políticas Públicas.

Titular de la Jefatura de Servicios de Salud en el

Trabajo Prestaciones Económicas y Sociales.

 I.M.S.S. O.O.A.D. Chiapas.

Compartir:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Última hora